PILAF DE QUÍNOA










1 taza de quínoa, lavada con agua fría y bien escurrida
1 ¾ tazas de caldo de vegetales
½ cdita de sal
2 cdas aceite de oliva
1 cebolla pequeña, picadita finita
1 zanahoria, pelada y picadita chiquita
1 tallo de celery, picadito chiquito
½ pimiento rojo, picadito chiquito
½ pimiento verde, picadito chiquito
½ taza de guisantes verdes, congelados funcionan bien aquí
Sal y Pimienta a gusto
¼ taza de perejil italiano de hoja plana, picadito
En una olla grande, tuesta la quínoa a fuego medio-alto. Muévelo ocasionalmente hasta que los granitos estén casi secos. Cuando esto suceda, muévelo constantemente unos 5 minutos más hasta que se tuesten y se tornen fragrantes.
Añade a la olla el caldo de vegetales. Sazónalo con ½ cdita de sal y deja que hierva. Cuando comience a hervir, bájale el fuego a lento y tápalo. Deja que la quínoa se cocine hasta que este blandita y los granitos hayan abierto. Esto tomará como unos 15-20 minutos.
Mientras las quínoa se cocina, en un sartén grande a fuego medio alto añádele el aceite de oliva y las cebollas. Cocínalas hasta que se comiencen a ablandar. Cuando eso suceda, añade las zanahorias y cocínalas por unos cuantos minutos. Añade el celery, los pimientos y los guisantes. Sazónalos con sal y pimienta liberalmente. Saltéalos unos cuantos minutos hasta que se cocinen pero que mantengan un poco su textura crujiente.
Ya la quínoa debe estar cocida. Añádele los vegetales cocidos a la olla con quínoa, añade también el perejil y mézclalo todo bien. Sírvelo inmediatament




De origen árabe, aunque no se sabe a ciencia cierta. Puede tener variantes marroquí, griego y libanés. Ingredientes: 1 taza de trigo burgol (fino o grueso) 2 tazas de agua hirviendo 1/2 taza de cebollín picado 6 cucharadas de menta cortadas finitas 2 tomates medianos cortados en cubitos 1 vaso de perejil picado 5 cucharadas de aceite de oliva 1/3 vaso de jugo de limón fresco 1/2 cucharadita de sal 1/3 cucharadita de pimienta Método: Se lava bien el trigo y se deja estar en una fuente con dos vasos de agua hervidas por una media hora. Se estruja el trigo con las manos, se pasa a otra fuente y se revuelve con todos los demás ingredientes. 





Gracias por leer, comentar y compartir las notas.



Puedes suscribirte de forma gratuita a nuestro blog y recibir todas las publicaciones en tu correo. Sólo tienes que poner tu dirección de e-mail en el gadget de la derecha.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada