CHIPS DE FRUTA DESECADA




A los niños les encantan los chips, el problema es que los más comunes son papas fritas y no son muy recomendables comerlos muy seguido. Aquí les dejamos una solución bien rica y más saludable.

Ingredientes:
Manzana, fresas, plátano o cualquier otra fruta que les guste
Mandolina o pelapapas
Sal o especias (opcional)

Preparación: Pelamos la fruta que sea necesario pelar y la cortamos en láminas finas con una mandolina, pelapapas o con un cuchillo afilado. La manzana y el plátano los podemos rociar con un poco de limón para evitar que se oscurezca.

Colocamos sobre papel encerado para sacar fácilmente la fruta una vez desecada. La ponemos y, dependiendo de nuestros gustos, la podemos dejar tal cual o bien espolvorear con algo de sal o algún tipo de especia (es ideal experimentar con los aromas y sabores que más les gusta).

Horneamos en un horno previamente precalentado a 90-100ºC durante aproximadamente 1 hora. Esperamos que se enfríe y sacamos la fruta desecada.

¡Ya solo nos queda comerla! A los niños les gustarán estos chips de fruta desecada, pruebe ofrecérselos como acompañamiento en alguna cena o a llevarlos cuando salgan de paseo con los niños.

Fuente: Show food chef




Gracias por leer, comentar y compartir las notas.



Puedes suscribirte de forma gratuita a nuestro blog y recibir todas las publicaciones en tu correo. Sólo tienes que poner tu dirección de e-mail en el gadget de la derecha. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario