Cómo hacer kéfir o tibicos de agua de coco

.


Necesitas:
  • 1 litro de agua de coco
  • 100 gramos de gránulos de kéfir
Coloca los gránulos de kéfir en un recipiente o botella de cristal y añade el agua de coco. Tapa y déjalo reposar durante 48 horas, no más. Verás que en este periodo de tiempo  los granitos de kéfir han subido a la superficie. Cuela y guarda el kéfir en la nevera. Los granitos de kéfir los aclaramos y volvemos a realizar la misma operación. Ten el kéfir fermentando 2 días, pero como te comentaba antes, si vas a cerrar el recipiente asegúrate que a las 48 horas lo abres porque podría explotar por la acumulación de gases que se producen durante la fermentación. Lo que puedes hacer también es colocar un paño de cocina sujetado con una goma para permitir que salga un poco de gas.
Si lo deseas, una vez que has colado el kefir y lo vas a guardar en la nevera o refrigerador, puedes añadir 2 ó 3 piezas de fruta seca tipo orejones, dátiles, higos, ciruelas, pasas, etc y le dará un sabor diferente y muy agradable. Fíjate bien que sean naturales y que no estén cubiertos por aceite ni sirope (que suele ser lo más común). También puedes añadir unas gotitas de jugo de limón.
Lo más beneficioso es tomar el kéfir de coco en ayunas, pero también se puede ir bebiendo entre comidas a lo largo del día. En la nevera te aguanta bien durante una semana.
Cuando hayas colado el kéfir aclara los granos y ponlos en unos 500 ml de agua con 2 cucharadas de azúcar integral de caña o panela. Déjalo entre 2 y 4 días para que se vuelvan a activar los gránulos, luego los escurres y aclaras y vuelves a usar el agua de coco.


ttp://saikurecetas.blogspot.com.ar/



SAIKU

No hay comentarios:

Publicar un comentario