DIETA DE LOS LAMAS TIBETANOS PARA MANTENERSE JOVEN.


Resultado de imagen para DIETA DE LOS LAMAS TIBETANOS PARA MANTENERSE JOVEN.
Es cierto que los lamas son vegetarianos, pero no estrictamente.
Utilizan huevos, mantequilla y queso en cantidades suficientes como para nutrir determinadas funciones del cerebro, el cuerpo y el sistema nervioso.
Ningún lama es muy exigente con aquello que come. No puede serIo porque hay muy poco entre lo que elegir. La dieta de un lama es comida buena y completa, perconsiste en un solo producto en cada comida. Esto es en sí mismo un importante secreto de salud.
Diferentes tipos de comida (por ejemplo, almidón y proteínas) requieren procesos digestivos totalmente diferentes en el estómago. Así que si un almidón como el pan se come junto a una proteína como la carne, cada uno de ellos interfiere en la digestión del otro. El resultado es que ni el pan ni la carne se digieren totalmente; una buena parte de los valores nutritivos de la comida se' pierden; aparece hinchazón y malestar físico; y en el proceso se malgasta una valiosa energía, que podría ser mejor utilizada. Si se deja que continúe este estado de cosas durante años, el sistema digestivo empieza a deteriorarse, la salud general sufre y la vida se acorta.
Cuando uno come sólo un tipo de comida cada vez, no hay conflicto de alimentos en el estómago. La digestión se hace eficazmente con poca pérdida de energía y el cuerpo recibe más nutrición con menos comida.
»Muchas veces, en el comedor del monasterio, me sentaba a la mesa junto con los lamas y comía una comida que consistía sólo en pan. Otras veces no comíamos más que verduras y frutas frescas. En otras comidas tomábamos sólo verduras y frutas cocidas.
»Al principio echaba de menos mi antigua dieta y la variedad de alimentos a los que estaba acostumbrado. Pero muy pronto pude comer y disfrutar una comida que consistía sólo en pan integral o en una clase de fruta. A veces una comida de sólo una verdura parecía un festín.
»No es que esté sugiriendo que se limiten a una dieta de un tipo de alimento por comida. Pero recomendaría que mantengan almidones, frutas y verduras separadas de carnes, pescado y aves (mejor no comerlos)
Y está bien comer mantequilla, huevos y queso en una comida con pan integral y, con moderación, café o té. Pero no deben terminar con nada dulce o que contenga almidón: ni pasteles ni tartas ni flanes.
»La mantequilla parece neutra. Puede tomarse con almidón o con proteínas. Sin embargo, las grasas deben evitarse en general las que proceden de animales, mientras que las beneficiosas son las que proceden de semillas, granos, frutas y verduras.
»El azúcar blanco, así como los alimentos que contengan azúcar blanco, deben consumirse con moderación. En su lugar pueden usarse la miel o endulzantes naturales, pero incluso éstos deben usarse con moderación.
»Durante mi estancia en el monasterio aprendí otra cosa interesante y útil: el uso adecuado de los huevos. Los lamas no comen huevos enteros a menos que hayan estado haciendo trabajos duros. Entonces pueden comer un huevo entero pasado por agua. Pero a menudo comen yemas crudas, quitándoles la clara ya que las claras son utilizadas sólo por los músculos y que no deben comerse a menos que los músculos se ejerciten.
Los huevos de gallina contienen la mitad de los elementos que necesita el cerebro, los nervios y los órganos del cuerpo. Es cierto que estos elementos se necesitan sólo en pequeñas cantidades, pero deben ser incluidos en la dieta si se quiere ser excepcionalmente robusto y saludable, tanto mental como físicamente.
»Hay una cosa más importante que aprendí de los lamas: la importancia de comer despacio, no por cuestión de buena educación sino con el fin de masticar la comida de manera más completa. La masticación es el primer paso importante para descomponer la comida de modo que pueda ser asimilada por el cuerpo. Todo lo que uno come debe ser digerido en la boca antes de que se digiera en el estómago. Si tragamos la comida entera, saltándonos este paso vital, será auténtica dinamita cuando llegue al estómago.
Cuanto más se mastique la comida, más nutritiva será. Esto quiere decir que si masticamos los alimentos completamente, la cantidad que comemos puede reducirse, a menudo a la mitad.
»Los alimentos adecuados, las cantidades adecuadas y el método apropiado de comer se combinan para producir resultados maravillosos. Si tienen sobrepeso, les ayudará a reducirlo. Y si pesan demasiado poco, les ayudará a aumentarlo.
Tengan en cuenta estos cinco consejos:
1. No coman nunca almidón y proteínas en la misma comida,
2. Si el café les altera; bébanlo solo, sin leche ni crema. Si aún les sigue alterando, elimínenlo de su dieta.
3. Mastiquen los alimentos hasta convertirlos en líquido y disminuyan la cantidad de comida que ingieren..
4. Coman yemas de huevo crudas .una vez al día, todos los días. Tómenlas justo antes o después de las comidas, no durante las comidas.
5. Reduzcan al mínimo la variedad de alimentos consumidos en cada comida.
Dejen que la sencillez les guíe en los temas de dieta y en todas las cosas relacionadas con el bienestar mental y físico
      Del libro LOS 5 TIBETANOS

·       Los huevos nunca deben ser de las pobres gallinas de criadero, su vida es un continuo sufrimiento y por lo tanto sus huevos son nocivos.De comer huevos elijan los de las que se llaman “gallinas felices”
·       Lo mismo va para los quesos, manteca, etc. No es lo mismo el producto artesanal, que el originado en la industria lleno de hormonas y antibióticos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario